Ricardo Ezcurdia

La pasión por la cocina de Ricardo comenzó casi por “supervivencia”. Cuando inició sus estudios en el extranjero, descubrió que la comida de la universidad no le convencía del todo y empezó a experimentar en los fogones.

Con ayuda de su abuela, y de algún que otro curso, fue perfeccionando su técnica y afinando sus habilidades en la cocina. Su afición le ha llevado a colaborar con la sección gastronómica de El Diario Montañés así como a participar en la edición de varios libros de cocina.

Este Home Chef no considera que tenga ningún plato estrella pero lo que sí tiene es una “legión de seguidores” en la que destacan su mujer y sus hijos.